sukilbide

Un recado.

Querido Álvaro:

Jean Marie me ha contado que estuvo anteayer en tu estudio. Y que habló contigo mientras trabajabas en tu nueva pintura.

Dice que es extraña. Que le recuerda a los difuntos. Últimamente siempre saca este tema. Que si ya ha muerto demasiada gente, tanta que pronto será irrelevante que se mueran más… que a él le hubiera gustado que ninguno de sus hermanos tuviera hijos, tampoco ninguno de sus amigos, para que el mundo, el mundo de Jean Marie, se acabara cuando él y sus seres queridos murieran… cosas esperpénticas, ya ves.

Según él en tu cuadro hay fantasmas. Cabezas sobre picas rojas, sangrantes.  (En tus pinturas anteriores había cabezas cómicas, es algo que sueles usar, lo que ha parecido en una pintura lo rescatas en la siguiente y sigues a partir de ahí). Interpreta que son patéticos restos de cadáveres de personas que vivieron pobres vidas o tuvieron muertes horrendas o despreciables.

Hay palmeras. Pero no altas y erguidas sino cabizbajas, vencidas. Se ha fijado en que están inclinadas hacia la izquierda, insiste en que siempre que pintas perfiles los haces mirando a la derecha, como hacia el futuro, no hacia atrás.

Es un cementerio, con picas aún vacías, esperándonos.

Con lo que me ha contado he hecho este dibujo.

(Me he permitido poner un par de pequeñas plantas no completamente torcidas, rebeldes frente al destino, digamos.)

.

DSCF1826

Mixta sobre tela. 89 x 116 cm.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s